martes, 19 de diciembre de 2017

Salidas nocturnas

Tres cubatas en la barra de un pub · ideal.es

Si fuera futbolista profesional, me tomaría unas cuantas onzas de chocolate, varios mantecados y más de dos o tres copas de alcohol algún día en las vacaciones navideñas con mi familia y amigos. En las vacaciones navideñas porque a quién no le viene bien desconectar. Pero en el resto del tiempo del año comería poco chocolate, pocos mantecados y apenas alguna cerveza después de un partido y no antes del mismo o de un entrenamiento. Si fuera futbolista profesional, apenas bebería alcohol, primero por mí, ya que la vida de un deportista es lo suficientemente corta como para estar con tonterías y acortarla con lo que ello me supondría a nivel de beneficios económicos, máxime conociendo lo mucho que me ha costado llegar hasta ahí y sabiendo la cantidad de niños que se han quedado en el camino con sus sueños frustrados. Si fuera futbolista profesional, no bebería alcohol antes de un partido porque no actuaría a mi máximo rendimiento y estaría siendo de todo menos compañero, perjudicando al que está arrimando su hombre por mí. Este argumento también lo aplicaría aunque no jugase a nivel profesional, ya que sería de necios no llegar en las mejores condiciones a un partido o entrenamiento, algo que no parecen entender muchos de los que sí viven por darle patadas a la redonda. Si fuera futbolista profesional, apenas bebería alcohol por respeto a mi hinchada, por la que ganaría parte de mi sueldo. Si fuera futbolista profesional, apenas bebería alcohol por si mi capitán dice en sala de prensa que cada uno sabe lo que hace con su cuerpo, ser consciente de que el dardo no va por mí. Si fuese futbolista profesional y me pillasen de fiesta la noche previa a un encuentro, no me marcaría un Guilherme, reconociendo que sí que estoy en el sitio, pero que lo que tengo en la mano es un vaso de agua. Sería sincero y reconocería que me he bebido varios cubatas. Si fuera futbolista profesional y bebiese alcohol, me iría a otra ciudad que no fuese la del equipo en la que actúe con el objetivo de pasar desapercibido. Al menos sería listo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario