martes, 26 de abril de 2016

Talento más sacrificio

Kalu Uche celebra su gol ante el Bilbao B con aficionados del Fondo Norte · udalmeriasad.com

"Hasta ahora te han dicho cómo correr, en la Universidad de Ohio te enseñaremos a trabajar", le avisa el entrenador Larry Snyder (interpretado por Jason Sudeikis) a su pupilo Jesse Owens (Stephan James) en El héroe de Berlín, antes de que el atleta estadounidense se erigiese como la figura de los Juegos de 1936 y uno de los deportistas más importantes de la historia. Lo logró no sólo por sus cuatro preseas de oro (tuvieron que pasar 48 años hasta que Carl Lewis igualase la hazaña), sino porque un negro lo hiciese en el país de Hitler. Aunque sea un poco largo, sin duda es un largometraje recomendado. Snyder se refería a la sinergia formada por el esfuerzo y la técnica o cualidades innatas. 

"Mi padre me enseñó que sin sacrificio no se consigue nada, salvo que seas el hijo de Rockefeller. Perseverar es la única forma para lograr las cosas y es lo que intentamos inculcarle a los jugadores", apuntó Gorosito el domingo. El Pipo apuesta por esa magia con Ramírez y Pozo (inexplicable que Sergi y Carrillo no utilizasen al ex del City). Sin embargo, el argentino sabe que el sacrificio es clave en el fútbol.

Leo en las páginas de este diario que Kalu Uche no está en su mejor forma física. Eso y sus problemas familiares han provocado que no haya entrado en seis de las ocho últimas convocatorias. Sin embargo, anteayer, después de errar una ocasión fácil, volvió a ver portería como unionista en un triunfo importantísimo. Kalu en estado puro. La diferencia entre los jugadores del montón y los mejores está en la sinergia talento+sacrificio/forma física. Nadie duda de la calidad del africano ("no cuestiono sus condiciones futbolísticas", dijo el Pipo), pero para que sus goles tengan cierta continuidad, el nigeriano de 33 años debe esforzarse como un juvenil. En el Almería no hay ningún Rockefeller.

No hay comentarios:

Publicar un comentario