martes, 31 de diciembre de 2013

Paciencia y éxito después

Charles celebra uno de los goles en ese mágico 22 de junio de 2013 · Pepe Navarro
Hoy, por Nochevieja, como es habitual desde que abrí este blog en 2009, toca el resumen deportivo del año, mi particular resumen (aquí, los del 2009, 2010, 2011 y 2012). Un año marcado para el que suscribe, naturalmente, por el regreso de la UD Almería a la élite del fútbol nacional tras dos temporadas en Segunda División. Fue una temporada dura, en la que el ascenso, que no se decidió hasta el último segundo, valió 46 partidos. Echando la mirada atrás, son numerosos los recuerdos, las imágenes del curso unionista, pero si me tengo que quedar con dos es con el partido ante el Villarreal y con el 22 de junio de 2013, el día ante el Girona. Lo sigo pensando, subir en Villarreal hubiese sido la leche, ganándole al gallito de la categoría en su campo en la última jornada, pero no pudo ser. Ese día fue una especie de sueño. 2.000 aficionados almerienses en unos 40 autocares formaban un viaje hacia el Paraíso (con mi padre, mis primos y más familiares y amigos de compañeros de fatigas). Las puertas del Cielo no defraudaron. Ambas aficiones dieron una lección de saber estar. Lo que se vivió en los aledaños del Madrigal fue simplemente impresionante, ese sentimiento no se puede explicar, una auténtica fiesta con dos equipos que se jugaban un ascenso a Primera División.

Pero no pudo ser. La gloria se tocó el 22 de junio en el partido de vuelta de la final de promoción ante el Girona. Aunque al principio existían nervios, Charles, Vidal y compañía demostraron que la UDA era superior, tocando el Cielo con un 3-0 para la historia. De la temporada -tuve la suerte de cubrirla para Sportalmeria.com-, también me quedo con el viaje a Alcorcón, donde se dio un golpetazo de autoridad. Una de las conclusiones que saco de esta larga aventura y que se puede aplicar a todos los ámbitos de la vida es que nunca hay que rendirse (tras la debacle de Murcia, el ascenso parecía imposible), que hay que seguir intentándolo (la UDA supo levantarse del gran palo de Villarreal) y que la paciencia es la madre de todas las ciencias (y si no que se lo digan a Alfonso García, que contuvo la mano en el gatillo antes de disparar a Javi Gracia).

Estos conclusiones se pueden aplicar también a otro de mis equipos, el CD Oriente, en la temporada del regreso al grupo 4 de Primera Andaluza. Nadie dijo que cumplir los objetivos fuese fácil. Hubo momentos en los que parecía que el equipo estaba abocado al descenso. Pero no rendirse, seguir intentándolo y tener paciencia fue también el éxito para lograr la permanencia en Huétor Tájar, un día en el que ese grupo de amigos disfrutó.

Celebración de la permanencia en Huétor Tájar · NGC
Otro de los momentos del año, esta vez con un final más amargo, fue la Copa Confederaciones celebrada en Brasil. La selección demostró que no siempre se puede ganar, cayendo de manera contundente en la final ante el anfitrión, que demostró ser mejor en ese momento que los de Del Bosque. No pasa nada. Toca levantarse e intentarlo otra vez. Ahí está el éxito. Ahora a por el Mundial.

Javi Martínez, Ramos y Casillas, tras la derrota ante Brasil · ecodiario.eleconomista.es
Para el que suscribe esto, el año deportivo se cerró con el amistoso 'prensa contra miembros del cuerpo técnico de la UD Almería', organizado por mi buen amigo Pepe Navarro, en el que disfrutamos como enanos; y, otro año más, con la San Silvestre, corrida con mi amigo Tijeras y recibiendo los consejos de mi compañero de fatigas Manolo Murcia.

En lo personal también ha sido un gran año, haciendo prácticas y colaborando en el Diario de Almería, AS, Sportalmeria.com, UDA Radio y Onda Azul. Me hubiese gustado actualizar este blog con más frecuencia en algunos momentos, algo que no he podido hacer por falta de tiempo. Por cierto, una alegría ver que mis primos pequeños, Álex, Dani y Gustavo, siguen amando el deporte, con el fútbol, el tenis y el atletismo. Esperemos que el 2014 sea tan bueno como el 2013, incluso mejor aún. En el plano deportivo, que disfrutemos del Mundial 2014 (la cita más importante en cuatro años); y en el personal, que el nuevo año llegue cargado de felicidad y salud, lo más importante. ¡¡Feliz 2014, amigos!!

Foto de familia antes del divertido partido · Miguel Pérez Er Juli

lunes, 30 de diciembre de 2013

El esperpento del fútbol base

Marcelo Silva e Hicham el año pasado, con un Mediterráneo desangelado · Sportalmeria.com

Esta noche se disputa el II Trofeo de Navidad en beneficio del fútbol base. La primera edición, el año pasado, fue un fracaso. Supuso más dinero más abrir un Mediterráneo desangelado que lo que se recaudó. Apenas 7 euros por equipo. Lo dicho: un fracaso. Esta Navidad se ha optado por hacerlo en El Ejido, a ver si crece el número de público. La idea es buena, pero preveo que no se va a llenar Santo Domingo, lo que debería ser normal. Me acuerdo de un amistoso que se disputó en el Mediterráneo para ayudar al pequeño Edu, un chico con una enfermedad de las denominadas 'raras'. Fue simplemente espectacular. El que diga que un amistoso es una tontería es porque no estuvo ahí. El fútbol no es sólo tres puntos, sino que también sirve para ayudar en estas causas. Ese día hubo que abrir preferencia y ambos fondos porque la gente no cabía en tribuna. Hoy debería ser así, pero me temo que no irá ni un millar de espectadores.

Y la culpa la tienen los propios clubes. Por ejemplo, que alguien me explique por qué algunos entrenan el mismo día del partido que debería ser la fiesta del fútbol base almeriense cuando los beneficios económicos van para ellos. Y es que, no nos engañemos, a muchos clubes el triangular le importa un pimiento. Una idea buena, y ésta debería salir de los diferentes entidades, sería ir cada equipo con los diferentes miembros de la plantilla a ver al compañero de turno que se enfrenta a jugadores de Primera División, aquellos que ve el domingo por la televisión. Aparte de las ganancias, el tema sentimental de los jugadores de césped artificial que se enfrentan esta noche a Soriano, Rodri y compañía también es importante. Eso y los propios beneficios económicos hay que venderlos. 

Los clubes deberían haber hecho una campaña de publicidad en las últimas semanas en la que animaran a ir a los jugadores del equipo senior y también a los niños de dichos clubes. Si a un chaval le animas durante varios días a que asista al partido que representa al fútbol base en Almería, al final el pequeño va a querer ir, y quizás tire de sus padres y más familiares. Pero, claro, si las cosas se hacen mal de un principio, pues pasa lo que pasa. Ojalá me equivoque y la fiesta sea eso, una fiesta, y no un esperpento.

jueves, 26 de diciembre de 2013

Para quitarse el sombrero

Francisco, en una rueda de prensa del actual curso · youtube.com
Artículo Diario de Almería 26-XII-13

Para valorar a un entrenador, jugador o equipo hay que hacerle un seguimiento durante gran parte de una temporada. Me hacen gracia los Maldinis de turno que opinan si tal conjunto es un hueso duro de roer, cuando sólo lo han visto en un par de partidos en un año. Por ejemplo, yo no sé cómo juega el Borussia, si sólo lo he visto en la semifinal de Champions y poco más. Con Francisco pasaba algo parecido a finales de junio, cuando se anunció que Gracia renovaba y que el por entonces técnico del 'B' se haría cargo del 'A'. Las críticas empezaron antes de que comenzase a trabajar. Y la mayoría provenían de personas que no habían visto más de una decena de partidos del Francisco entrenador. Que si no tenía experiencia, que si le iban a comer terreno los pesos pesados, que si se iba a bajar los pantalones en tema de fichajes, que si el equipo estaría descendido en Navidad... Y todo antes de que comenzase a entrenar.

Tras 17 jornadas, el zapillero ya ha mostrado su valía. Habrá cometido errores y tendrá sus puntos débiles como el resto de mortales, pero ha demostrado que esto no se le queda grande. Y no es porque se coma el turrón fuera del descenso, sino que lo hace con una o la peor plantilla de Primera, reaccionando cuando muchos lo daban por muerto (diez jornadas sin ganar). Por eso tiene mérito el trabajo de Francisco, por haber sacado petróleo de donde apenas hay, por saber aprovechar los recursos, dándole la confianza a jugadores como Azeez; y como escribió Ramón Gómez-Vivancos, no haciendo uso del inmovilismo típico de otros técnicos que han pasado por aquí (por ejemplo, sentó al pasota Suso en el Villamarín). Por todo esto, me quito el sombrero ante el trabajo de Francisco. Olé tus... 

PD: Mención aparte merecen las últimas actuaciones de Esteban, en el once europeo de la semana de La Gazzetta dello Sport.

martes, 24 de diciembre de 2013

¡FELIZ NAVIDAD!

Desde este blog les deseamos una feliz Navidad y un próspero 2014. Disfruten mucho de este periodo, el más bonito del año, y saquen el 'espíritu navideño'. El mejor regalo que pueden hacer es hacer feliz a la gente y pasarlo bien.

¡A DISFRUTAR DE ESTAS NAVIDADES! HOY ES EL DÍA MÁS BONITO DEL AÑO. DISFRUTEN DE LA FAMILIA Y AMIGOS.

PD: ¡Que se cumplan todos sus deseos!

jueves, 19 de diciembre de 2013

Unión

El Almería-Espanyol coincidió con otros partidos de fútbol en Almería · udalmeriasad.com
Artículo Diario de Almería 19-XII-13

Oriente, El Ejido 2012, Ahumada, Comarca de Nacimiento, Plus Ultra y Adra Milenaria. No quiero que parezca que saco el dedo acusador a pasear, pero estos clubes se equivocaron el pasado domingo. Vaya por delante que soy un defensor y amante del fútbol base, que me lo paso pipa viendo los partidos de los clubes humildes, incluso mejor que los de la mayoría de la élite; sin embargo, esos seis equipos erraron al poner sus encuentros el domingo por la mañana, haciéndolos coincidir con el Almería-Espanyol (me refiero a los partidos del equipo sénior de esos clubes, aunque seguro que hubo alguno más de otras categorías). Y está mal porque lo único que consiguen con esto es hacerse daño a ellos mismos. Si ya son pocos los aficionados que asisten a ver a estos equipos, con lo que hicieron, parece que los encuentros se jugaban a puerta vacía.

A mí me gusta levantarme el domingo por la mañana para ir a la Ciudad Deportiva de Los Ángeles a ver jugar a mis amigos. Pero si sabes que la LFP ha sido tomada por unos monos de feria, que ponen un partido el domingo por la mañana (horario propio del fútbol base), no te queda otra que adaptarte y fijar tu partido por la tarde (o el sábado, como hizo Los Molinos). Es verdad que algunos equipos, caso por ejemplo del propio Oriente, tienen sus razones para poner el partido a esa hora, por cuestiones laborales de algunos jugadores. Pero el motivo del artículo no es ése, sino que siguen existiendo rencillas entre muchos de estos clubes y el representativo de la provincia. ¿Que la UDA se ha portado mal con algunos de ellos? Por supuesto. Pero esta tendencia hay que cambiarla entre todos, entre el pez grande y los chicos. El primer paso fue el acuerdo de colaboración firmado recientemente entre el Almería y algunas entidades del fútbol base almeriense. Eso no debe quedar ahí, sino que hay que seguir remando. La unión hace la fuerza.

jueves, 12 de diciembre de 2013

Fútbol por Navidad

Aficionados en un campo inglés en la jornada del 'Boxing Day' · vavel.com
Artículo Diario de Almería 12-XII-13

El fútbol no para en Navidad. Es cierto que hay un fin de semana, entre Nochebuena y Nochevieja, en el que no hay liga, pero siempre nos quedarán las visitas a hospitales o encuentros benéficos. Porque fútbol no es sólo el partido, los 90 minutos, sino que va mucho más allá. El deporte rey tiene mucho tirón y no todo va a ser violencia y aspectos negativos (lamentable lo de Brasil), como algunos lo quieren pintar, sino que mueve mucho, gracias a su fuerza. No sé si es más importante que Rodri vea portería o la sonrisa de un niño en el hospital tras recibir un regalo del delantero. Unos jugadores son malos ejemplos para los pequeños, otros derrochan simpatía y saber estar; pero, al final, todos son ídolos para los críos. Así que en estas semanas los pequeños pueden disfrutar de sus ídolos. Ya sea, por desgracia, en un hospital, o yendo a los entrenamientos a echarse fotografías y recibir el preciado autógrafo para el álbum de cromos, algo que no pueden hacer durante la temporada por el colegio.

Dicho esto, posiblemente sería recomendable que la liga no parase ni una semana en diciembre, con dos jornadas, por ejemplo, en la semana del 24, algo que en Inglaterra hacen con el ya famoso Boxing Day. ¿Las vacaciones? No son pocas las personas que tienen la suerte -debido a la situación del país- de trabajar el día 24 o el 31. ¿Fuera de la familia? Sí. Y son trabajadores con un sueldo bastante más reducido que el de los futbolistas. A lo mejor los campos no se llenarían, debido a la triste fórmula de cultura futbolística, precios de entradas y horarios que hay en España, pero por probar... Seguro que tendría más éxito que el actual calendario en el que se para la liga para jugar una Copa que no interesa a nadie, y más en un acueducto como el de hace unos días... Pero las cabezas pensantes no piensan.

lunes, 9 de diciembre de 2013

Idas de olla

Christian, a la izquierda de la imagen, ya ha sido expulsado en dos ocasiones este curso · udalmeriasad.com
Artículo Sportalmería 9-XII-13

No es por ser pesimista e intentar sacar punta a todo, pero la Copa trae apenas beneficios. Se refrendó hace tres años en esos cuartos de final ante el Dépor, cuando, jugándose el pase a unas semifinales, el Mediterráneo estaba desangelado. El formato no ayuda, beneficiando a los grandes y a un par de equipos de Segunda B -económicamente-. Pare usted de contar. Ayer, doblete de Óscar Díaz para que coja confianza, al igual que el resto de menos habituales con la victoria, y poco más. Que el Almería esté clasificado salvo hecatombe la próxima semana es un mal menor, por no decir un mal a secas. Además, si la diversión es escasa, pues apaga y vámonos. Porque, al igual que ocurre en los amistosos, en este tipo de partidos, en los que el resultado importa menos, gusta ver ocasiones; a mí me aburrió el choque de ayer. Un insulso Almería serio atrás, que aprovechó sus llegadas en la primera media hora, y fin. Para Liga vale; ayer, no.

Dejando un poco de lado las sensaciones, me quedo con las dos expulsiones. A veces uno se pregunta si al jugador le gusta ver la roja. Que alguien me explique qué se le pasa por la cabeza a Nauzet Alemán para darle esa patada sin sentido a Rafita. ¿Calentones del partido? Hay que saber medirse, que para eso cobran lo que cobran. También está la segunda amarilla de Christian, que pudo haber evitado perfectamente. El zaguero cántabro debe medir más sus revoluciones, más aún teniendo amarilla. El '18' rojiblanco posiblemente tenga más características de lateral zurdo que Dubarbier y Raúl García, y tiene personalidad, algo que nos gusta a la prensa, ya que no es el típico jugador que va de tópico en tópico, sino que dice lo que piensa. Sin embargo, su sexta marcha a veces le juega malas pasadas.

Otra ida de olla, y ésta sí fue más importante, debido a lo que se jugaba el equipo, fue la de Dubarbier, en el encuentro ante el Elche. Amonestado, levantó la pierna sin sentido, pegándole a Boakye y yéndose a la calle. El propio Christian fue protagonista de otra infantil expulsión ante el Levante. Medio culpa de Velasco Carballo y medio culpa de Juanfran, pero el perjudicado fue el rojiblanco, que debió cambiar la marca tras la primera amonestación. Ésa no fue tanto una ida de olla propiamente dicha, pero éstas están a la orden del día en el fútbol. Mírese las de Zidane en el Mundial 2006, Pepe ante el Getafe o Ronaldo en la final de Copa del año pasado. Y son incomprensibles e injustificables, ya que el jugador (y más aún un profesional) debe medir más lo que hace, antes de perjudicar a sus compañeros.

jueves, 5 de diciembre de 2013

La cacería del árbitro

Un árbitro es agredido · marca.com

El pasado domingo me acerqué al campo de El Romeral, el equipo del barrio universitario de Málaga, para matar el gusanillo del fútbol del domingo por la mañana, ése de olor a albero -ahora césped artificial-, y el de la carne en la cantina de turno. Un partido de infantiles (niños de 12 y 13 años) me confirmó que el fútbol es universal. Y no porque las reglas sean las mismas en cualquier parte del planeta, ni porque no entienda de distinción entre clases sociales, sino porque en todos los campos siempre hay unos sujetos que dan la nota. Es asqueroso comprobar cómo los padres de los chavales se ceban con el árbitro, bien para descargar la suciedad que llevan dentro, bien para coronarse como el macho alfa en una manada de descerebrados. Mientras los chavales juegan, estas personas -por llamarlas de alguna manera- protagonizan una auténtica cacería contra el árbitro con improperios fuera de lugar.

En muchas ocasiones, el colegiado de turno no llega ni a la mayoría de la edad, lo que eleva a los altares el nivel de inteligencia de los padres. Lo guapo es liársela, sea cual sea su actuación. Está indefenso y tú, en una manada, tienes que demostrar quién manda. Es cierto que algunos de los que reparten justicia no saben ni que la pelota es redonda, que otros van condicionados hasta en partidos de Preferente, o que algunos son más que malos (mírese el error del famoso penalti inexistente del Almería-Cádiz), pero eso no es justificable para la cacería que se produce domingo tras domingo. ¿Qué ejemplo se está dando a los niños? Normal que luego se líen a castañas en cadetes y juveniles. Me apena escribir esto, pero es la realidad, una realidad que hay que cambiar entre todos. Eso sí, en el fútbol formativo también hay aspectos positivos, muchos más que los negativos. Sin duda.

lunes, 2 de diciembre de 2013

¿Por qué tocas?

El Almería claudicó en Balaídos · udalmeriasad.com

El título es la frase que le espeta Amador a Leo en La que se avecina (sí, Telecinco tiene algo potable), pero tiene más que ver con el once que dibujó Francisco el pasado sábado en tierras gallegas. La derrota dejó tocado a mi amigo César Vargas, que decidió radiografiar la situación de la UDA en una nota de voz de WhatsApp, haciéndole la competencia al mismo Miliki. Más o menos vino a decir lo siguiente, con lo que estoy de acuerdo completamente. En la derrota de Balaídos influirían mil factores, aspectos que los mortales no llegamos a verlos. Pero el sentido común dicta que no hay que tocar aquello que funciona bien. La defensa de cinco fuera de casa estaba yendo bien, consiguiendo tres puntos en Pamplona ante un rival directo. Aunque el de Vigo fuese otro tipo de encuentro, aunque el Celta tenga un estilo opuesto al Osasuna, Francisco debió sacar tres centrales y dos carrileros.

¿Por qué tocar algo que funciona bien? Con el 5-2-1-2, los rojiblancos defienden mejor. Porque, aunque lo de este equipo no sea defender precisamente (32 goles encajados en 15 partidos dan fe), los tres centrales hacen menos malos a los dos laterales. Nelson y Dubarbier tienden a subir hacia arriba, por sus características, y porque lo de defender no es lo suyo (¿cuántas cagadas lleva el argentino?); así que, con tres centrales, se guarda mejor la ropa, sobre todo fuera de casa, cuando el equipo va a llevar más la iniciativa. También planteaba César jugar con un 4-3-3, con trivote en el centro del campo. No es mala opción, mejor que el 4-2-3-1 fuera de casa.

Y otro tema que le molestó a mi amigo fueron los cambios. Realmente, de donde no hay, no se puede sacar. ¿Qué pensará Francisco cuando mira al banquillo y ve lo que tiene? Con mis respetos a todos los jugadores del plantel, no había nadie en el banco que pudiese revolucionar el partido. El técnico almeriense fue a mover el banquillo y se encontró con Raúl García, que se quedó en la Vega de Acá porque no le llegó una oferta satisfactoria para las dos partes; Barbosa, que aún no ha demostrado nada; y Romera. Mención aparte merece el chaval, el primer almeriense en debutar en Primera después de Ortiz Bernal. Olé por el cañaero. ¿Papelón? Sí, pero, como dijo mi amigo Juanjo López, de la peña Sotanillo, si va convocado, que vaya con todas las consecuencias. Volviendo al tema del banquillo, ahí no se puede señalar a Francisco ni a esos jugadores, sino al responsable de que los mismos estén ahí.

Por último, unos datos. Todos los equipos que han ido a Balaídos este curso han rascado algo; entre ellos, rivales directos como Espanyol, Granada, Elche, Levante o Rayo Vallecano. El Almería, nada. Ridículo. Hasta que fueron los de Francisco, el Celta había jugado siete partidos en casa, cero victorias, viendo puerta tres veces, en dos de ellos. Desde agosto, la afición celtiña no celebraba un gol de los suyos. Hasta que fue la UDA. Tres goles en 60 minutos.

PD: Da igual que su equipo juegue en el Mediterráneo, a 50 kilómetros, o a 1.000, que siempre habrá un aficionado con la camisola unionista para apoyar a los suyos.