jueves, 21 de marzo de 2013

En la sombra

Manu y Miguel tras clasificarse para el campeonato de España de kárate 2013 · Facebook M.Martínez
Artículo Diario de Almería 21-III-13

En una sociedad en la que se consume fútbol, fútbol y más fútbol, el resto de éxitos deportivos pasan inadvertidos. Si un futbolista almeriense se quedase campeón de España, tendríamos futbolista almeriense hasta en la sopa. Si un jugador de rugby o de tiro con arco hace lo mismo en su deporte, apenas tiene repercusión. Una pena, pero es así. Es lo bueno de los Juegos Olímpicos, donde sí se le presta atención a otros deportes. Lo malo es que las Olimpiadas sólo duran dos semanas. ¿A qué viene esto? Por el reciente éxito de los hermanos almerienses Manu y Miguel Martínez, que se proclamaron terceros por equipos en peso libre en el campeonato de España de kárate celebrado el pasado fin de semana en Toledo. 

El logro no me sorprende puesto que Manu ha sido campeón español en categoría infantil y segundo en sub-21, además de quedarse cuatro veces campeón de Andalucía. El palmarés de Miguel también es de alabar: segundo de España infantil, tercero de España en categoría absoluta, campeón andaluz... Todos estos éxitos se agigantan en el contexto. Ambos son universitarios, tienen que compaginar sus estudios con los duros entrenamientos diarios. El caso de Miguel es más brutal aún. En una convocatoria con la selección española para acudir al Mundial, se rompió el cruzado y el menisco, lesión que le tuvo apartado de los tatamis más de medio año. En su regreso, subió al podio. Los dos hermanos lo hacen por pasión, al igual que muchos deportistas almerienses. Ellos son los mejores de su modalidad. Como José Manuel Marín en tiro con arco o Conchi Berenguel en balonmano. Sin embargo, mientras que en otros deportes, entrenar, cuidarse y competir en lo que les gusta convierte la afición en una profesión, en estos se hace lo mismo sólo por pasión. Habría que reflexionar si se está haciendo algo mal. Por qué unos tanto (los sueldos de futbolistas me parecen una barbaridad) y otros tan poco.

3 comentarios:

  1. Dos hermanos que son unos verdaderos deportistas, y lo hacen por auténtica afición.
    Pronta recuperación de su lesión para Miguel.
    Manu, a este ritmo vas a pasar a tu hermano en titulos.

    ResponderEliminar
  2. Suscribo lo que dices, los que practicamos deportes no tan mediáticos como el fútbol, por mucho palmarés que tengamos lo tenemos complicado. Enhorabuena a los chicos y que tengan una pronta recuperación.

    José Manuel Marín

    ResponderEliminar