domingo, 22 de enero de 2012

Un muerto viviente

Imagen: Digitalsport.es

Lo que le está ocurriendo ahora al Polideportivo Ejido no es flor de un día. Todo empezó hace tiempo, cuando Hidalgo y compañía quisieron vivir por encima de sus posibilidades. Años después, han acabado pagándolo. Las tretas siguen existiendo. Con el club en Ley Concursal y sin nadie que lo quisiese comprar en la subasta que existió hace unas semanas, se montó un lío que nadie termina de entender. Ya no sé si es Poli 2012, si el equipo se retiró de la competición, si lo compraron unos empresarios baleares o si desapareció.

Lo que es muy triste es que a uno le den la noticia de que ha perdido hoy domingo 0-14 ante el Lorca. Sólo jugaron siete futbolistas con ficha del primer equipo. Para eso que no se hubiesen presentado. Así lo único que están consiguiendo es manchar el escudo del Poli Ejido y hacer sufrir más a su afición, que está viendo como su equipo, muerto, sigue dando sus últimos coletazos.

Ahora falta encontrar una solución, si es que la tiene. Si no, todas las gestas del Poli Ejido habrán sido en vano. De momento, el club celeste está vivo, pero vamos, como si estuviera muerto...

2 comentarios:

  1. El gran cáncer del fútbol español son los dirigentes mangutas que creen que el deporte es un negocio. Por desgracia situaciones como las del Poli Ejido son la regla más que la excepción.

    ResponderEliminar
  2. No al fútbol-negocio.
    Realmente bochornoso lo que está pasando el Poli. Ni nos podemos imaginar lo que puede estar sufriendo un hincha ejidense. Todo por culpa de impresentables, y tú has nombrado uno de ellos.
    Siempre Almería.
    Saludos.

    ResponderEliminar