sábado, 6 de noviembre de 2010

Ayer, hoy y mañana

¿De dónde venimos, dónde estamos y hacia dónde vamos? Pregunta fundamental para todos los ámbitos de la vida, incluido el fútbol. La vida va tan rápida que apenas nos paramos a pensar, cometiendo un grave fallo ya que hay que reflexionar si se están haciendo las cosas correctamente y si el rumbo está siendo el adecuado. ¿A qué viene todo esto? Ayer en el trayecto del bus (esperemos que el viaje merezca la pena y que mañana cumpla el equipo) maté el tiempo con el libro 'Relatos Rojiblancos' (una obra sensacional). En él se cuenta la historia del fútbol en Almería, desde los partidillos que se organizaban en el puerto de Almería hasta nuestros días. En esa evolución se puede ver cómo siempre el fútbol de la ciudad ha ido en constante evolución, siempre hacia arriba. Sin embargo, siempre el equipo acababa desapareciendo, yéndose todo al garete. Así, que:

¿Dé donde venimos?

De una larga travesía por el desierto. Muchos palos, pocas alegrías, y mucho sufrimiento. Muchas ilusiones rotas. La Unión Deportiva Almería, como tal, (aunque según he estado leyendo, ya hubo otro club con la misma denominación) nació en el 2001 tras la fusión del Polideportivo Almería y el Almería CF, dos equipos que pululaban por Segunda B en aquellos entonces, teniendo ambos en mente la idea de ascender a la categoría de plata del fútbol español. Pero la unión hace la fuerza y con un proyecto ambicioso se consiguió el objetivo. Treinta años antes, tras un duro camino por las distintas categorías del fútbol español, la AD Almería consiguió llegar y estar dos años en la élite. Pero una mala gestión económica hizo que el trabajo del gran y mítico Juan Rojas se fuera al garete, llegando a desaparecer el equipo. Después, más nombres, y todo con un mismo objetivo: repetir la hazaña. Ninguno lo consiguió hasta que llegó esta Unión. Aunque fueran clubes almerienses, yo los considero todos uno. Pero la reflexión es clara: ¿Por qué no se ha consolidado un club en Almería?, ¿por la falta de masa social? Podría ser, pero no lo creo. Porque antes si había afición. Con la ciudad menos poblada, la gente llenaba el Estadio de la Falange (ahora de la Juventud o Emilio Campra) y posteriormente el Franco Navarro (o Juan Rojas). Ahora la situación ha cambiado. Entonces, ¿qué es lo que ocurre? Difícil pregunta. Resumiendo, que somos un club muy humilde, luchador toda la vida y que estar en Primera es un sueño, una ilusión hecha realidad.

¿Dónde estamos?

En la cima del balompié futbolístico. Entre los veinte mejores equipos de España, en la mejor liga del mundo. Un 19 de Mayo de 2007, bajó Dios de los Cielos, se puso la zamarra rojiblanca e hizo posible el sueño que tenía la hinchada almeriense, siempre sufridora. Sorprendentemente el equipo se salvó, siendo la revelación de aquel año. Tres campañas después, los de Alfonso García Gabarrón, el principal artífice de todo esto, siguen al pie del cañón. Unas veces sufriendo más otras menos, pero el equipo lleva ya cuatro temporadas ahí, algo impensable cuando se ascendió. Actualmente al equipo le está costando conseguir la victoria, pero confiemos que eso mañana se solucione.

¿Hacia dónde vamos?

Ojo. La cuestión más difícil. Vivir el presente debe ser una premisa fundamental. De esta manera, no hay de qué preocuparse. Pero indudablemente toca pensar en un futuro, lejano o no tanto. Porque, al igual que hace cinco o seis años, pensar en Primera era utópico, nadie, sólo uno, sabe que va a ocurrir dentro de cinco o incluso tres años. Pensar en el futuro siempre es difícil, pero si es de fútbol, más todavía. Pero si es de fútbol, en Almería, eso no tiene nombre. Lo mismo estamos jugando competición europea, lo mismo seguimos en Primera, lo mismo estamos en Segunda o en otra división más baja, o lo mismo, ni siquiera estamos. Así que lo que debe preocuparnos, más que la división, es la existencia. Y sinceramente, creo que se han puesto los cimientos para que este equipo viva mucho. Porque sería una tontería arrojar a la basura el trabajo hecho. Me acuerdo que una vez, en una charla en el Gran Hotel Almería, que dijo el presidente, que su objetivo no era que el Almería estuviese en Primera, sino construir algo sólido, que se consolidara en la LFP. No lo quiero ni pensar, pero que si alguna vez se bajase, no se derrumbase todo. Sería como meter un barco dentro de una botella y golpear el vidrio. Pero también toca pensar en dónde se estaría. Yo sólo digo una cosa. Aunque estemos hablando de futuro, toca vivir el presente, ya que así es cómo se construye el mañana. Toca pensar en el partido de mañana. ¡A por el Sporting!, ¡y a seguir en Primera! ¡LARGA VIDA, ALMERÍA!

PD: Mañana, Poli Ejido - Almería B. ¡A disfrutar!

8 comentarios:

  1. La tiene difícil el Almería, hay muchos equipos de jerarquía empezando por el Real y el Barsa, pero siempre son lindas las sorpresas, no? Ya agregué tu página a mi lista de enlaces, Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Ahora vais a perder ante el equipo de mi ciudad, el Sporting. Jeje, un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Al ver la foto primera parecía el Atleti ;) El Almería vive los mejors momentos de su historia. Y lo que no entiendo es que todavía haya gente descontenta. un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Gran artículo y muy buena síntesis. Respecto al partido de mañana decirte que en Gijón tenemos pesadillas cada vez que viajamos a Almeria, para que te hagas una idea, tengo amigos que ven más factible ganar dentro de una semana al Madrid antes que puntuar mañana... Pero bueno, siempre hay una primera vez...

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Impresionante artículo. Como casi siempre que me hacen mirar atrás con el Almería, se me han puesto los pelos de punta.
    Esta tarde hay que ganarle al histórico Sporting.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Yo del Pol. Almería y Almería CF sólo los recuerdo del Pc Fútbol 5.0... Lógicamente la cantidad de kilómetros desde Almería hasta dónde estaba me impedían conocer dichos datos.

    Actualmente no tiene mal equipo, y posee a un entrenador de mi agrado. Estará en Primera un año más.

    ResponderEliminar
  7. El almeria espero de todo corazón nico que vaya hacia arriba, es un equipo humilde pero con las cosas claras, ojala la gente mostrase más apoyo, pues al final de eso depende que la actuación sea para mejor.

    ResponderEliminar
  8. Felicidades por tu comentarios sobre el Almería.

    ResponderEliminar